vista

vista

Páginas

lunes, 5 de octubre de 2015

Abaurrea Alta en Instagram 2

Bueno, ya he juntado unas cuantas fotografías más con filtros de la aplicación así que continúo con la segunda parte de la entrada sobre Abaurrea Alta en Instagram. Mi perfil en esa red social es privado, puesto que apenas consigo internet con el teléfono y suelo emplearla cuando fotografías de carácter privado salen oscuras o borrosas. 

Aquí os dejo la selección de estos meses, van comentadas con anécdotas de diversa índole. ¡disfrutadlas y sacad vuestra alma abaurregaingramer!

1.- La boca de Dragón de Casa Domine

Siempre me ha gustado especialmente ver como flores y plantas crecen en plena calle, es como si la naturaleza nos recordara todo el núcleo de vida que hay bajo el asfalto o los adoquines. Aquí tenéis una boca de dragón crecida entre las grietas del camino que pasa entre las casas Domine y Etxeberri. ¡grandiosa!


2.- Una seta en la Cañada

Cualquier paseo por los alrededores del pueblo nos ofrece cantidad de misterios y experiencias alucinantes por vivir. En este caso, paseando por la cañada real para subir desde Abaurrea Baja a la alta iba maravillándome con el trabajo de limpieza y desbroce que hicieron nuestras vecinas de Casa Rural Zubialde y fotografiando los mojones y el camino para una futura entrada de este paseo. Bajo una de las piedras señalizadas había crecido una seta, de esas que aún no pertenecen a nuestra sección fungi. La sorpresa y alegría me estallaron de pronto ¡Esta seta os agradece el trabajo, chicas


3.- San Miguel, de cuento. 

La cañada avanza por la ladera oeste del monte San Miguel, cualquier pequeño paseo por este monte nos transporta de inmediato a un cuento de hadas, caminos repletos de musgo y líquenes nos narran historias olvidadas que allá acontecieron, no hemos de olvidar que estos caminos eran las vías principales que comunicaban nuestros pueblos y se usaban habitualmente por nobles y campesinos. 


4.- Contraluces del verano

Son estos paseos, realizados bajo un atardecer arrebolado, los que en ocasiones te provocan detenerte, respirar y contemplar el camino. Las luces se cuelan entre las ramas iluminando un sendero frondoso, el cuerpo se estremece ante esa belleza humilde, casi coloquial, de nuestra tierra. Aunque las piedras resbalen no hay paso en falso posible por estos caminos. Todo es armonía de contrastes, sonidos, olores. Por un momento no quiero volver a casa, de hecho, ya estoy en casa. 


5.- Porqué en los campos quedan flores rezagadas..

A finales de verano, me enteré que un amigo había tenido problemas de salud, me invadió una gran sensación de impotencia ¿qué podía hacer yo, a tantos miles de kilómetros que nos separaban? mientras mi mente se rendía a esa impotencia mi cuerpo parecía tener la respuesta,, me pidió ir en busca de una planta muy singular usada en medicina para sus afecciones. ¿La digitalis purpúrea? -preguntaba mi razón- ¡bien, aunque pueda florecer en otoño a diversas altitudes, aquí sólo florece en junio, y de eso ya han pasado dos meses -replicaba- . Espera y no salgas aún, parece que esta tarde va a llover, mejor vete a buscarla mañana. Así, cuerpo y razón parecían ir por separado y pese a saber que no encontraría la flor para colocarla en un pequeño altar el cuerpo ganó la batalla y fui directa a dónde otros años la he visto. Para mi sorpresa, encontré una que poseía aún varias flores sin secar, la cogí y esparcí algunas de las simientes para asegurar su continuidad en el prado. Volví a casa menos preocupada por mi amigo, satisfecha y feliz por ese regalo del destino con la última flor rezagada de Junio


6.- Así nos saluda Pirenne por las mañanas

Los amaneceres desde Abaurrea Alta son siempre iguales, no por ello acabas de acostumbrarte a esas maravillosas vistas. El preludio al nuevo día lo marcan los pájaros cantores y cigarras, que comienzan su actividad escandalosamente, ese es el momento oportuno para calzarnos las botas y buscar la mejor de las vistas, en esta ocasión desde la Ermita de San Miguel. Mientras clarea, percibimos pequeños bancos de niebla y brumas matinales que le dan al paisaje aspecto de diorama, los árboles y arbustos aparecen en mitad de esas blancas islas con figuras sinuosas y atrayentes. La luz se cuela por el este entre las fantásticas curvas de Pirenne.. comienza otro día en Abaurrea Alta.  




7.- La repulsivina y la lacerta 

Volvía de pasear hacia el pueblo por el camino que sale desde el Oeste hacia Mendizorrotz cuando pensé en sentarme a descansar bajo el sol en una de las rocas que adornan graciosamente el tramo, de súbito, me sentí observada y vi a esta preciosidad tomando el sol en mi piedra. Como ya os he dicho en alguna ocasión, aprendo desde cero con este blog de muchos temas y esa misma tarde conforme paseaba iba pensando "eso de ahí es una clematis vitalva, eso un buxus sempervirens, eso un prunus espinosa.." Leer y aprender cosas para contarlas en este blog me hace pensar de este modo. Al detenerme junto a la piedra y ver el lagarto pensé ¡Bonita Lacerta Bilineata sobre roca Arenisca! a lo que ella debió contestar ¡Curiosa Repulsivina Común sacándome una foto! 


8.- Alaska 

Siempre que paso por este rincón, una pequeña asca saliendo del pueblo por casa Ignacio, me vienen a la mente recuerdos de otros tiempos. Acababan de salir los primeros móviles y yo poseía un Motorola Airtel bastante más grueso que mi portatil. Un día, paseando, descubrí que justo en ese punto había cobertura, ninguna otra compañía daba servicio en el pueblo y al no tener línea fija en casa para hablar por teléfono había que ir al bar. Allá estaba yo, con mi teléfono y mi autonomía, en el único punto con cobertura del pueblo y llamé a un viejo amigo a eso de las 10 de la noche. Me preguntó -¿Cómo llamas? ¿No estabas en Abaurrea? - a lo que contesté - Sí, me he bajado al asca a llamarte. -¿Me estás vacilando? - No.. es el único punto con cobertura...
Mi amigo tardó algunos días en deshacer su enfado, a menudo me contaba sus ganas locas de visitar Alaska, creo que al final lo entendió, sino, ahora es el momento.   


9.- Luz al final del túnel 

Quienes conocen esto saben que el mejor lugar para pasar las calurosas tardes de verano se encuentra en el monte, entre hayedos o robledales. En esos oscuros tramos el aire arroja olores frescos y húmedos que se te meten en los poros, a veces, al abandonar esos caminos volvemos a encontrarnos cara a cara con la luz del día envuelta en un precioso marco natural de ramas y hojas. 


Y hasta aquí llegué con esta entrega, si os gusta la aplicación y os pasáis por los pueblos de Aezkoa podéis mandarme vuestras fotos para que las publique ¡sed felices! 

Aquí tenéis la tercera entrega con otras 14 fotografías de Abaurrea Alta en Instagram

No hay comentarios:

Publicar un comentario